Noticias

ZARA y la circularidad de la industria textil

Compartir

Zara lanza “Zara Pre-Owned”, una nueva plataforma online que la marca insignia de Inditex ha puesto en marcha en 16 países, entre ellos España, para facilitar a los usuarios la venta de segunda mano de sus prendas de la marca, así como tener acceso a la reparación de éstas e, incluso, un servicio de recogida de la la ropa que queramos donar para facilitar su reciclaje. Se adelantan así a la futura legislación que viene.

Y es que la Unión Europea, a través de la ”Estrategia para la circularidad y sostenibilidad de los productos textiles” está preparando una serie de normativas para conseguir que la ropa que se comercialice en Europa sea más duradera, reparable, reciclable y fácil de mantener. Y también para asegurarse que las marcas se hacen responsables del fin de vida de las prendas que ponen en circulación. 

Cada año se desechan 5,8 millones de toneladas

La producción y el consumo de productos textiles siguen creciendo, como también lo hacen su impacto en el clima, en el consumo de agua y energía y en el medio ambiente. La producción mundial de productos textiles casi se duplicó entre los años 2000 y 2015, y se espera que el consumo de prendas de vestir y calzado aumente un 63 % de aquí a 2030, de los 62 millones de toneladas actuales a 102 millones de toneladas en 2030 . En la UE, el consumo de productos textiles, la mayoría de los cuales son importados, representa hoy por hoy, por término medio, el cuarto mayor impacto negativo sobre el medio ambiente y el cambio climático, y el tercero más elevado en el uso del agua y del suelo desde la perspectiva del ciclo de vida a escala global. Cada año se desechan alrededor de 5,8 millones de toneladas de productos textiles en la UE, aproximadamente 11 kg por persona, y cada segundo se deposita en vertederos o se incinera un camión de productos textiles en algún lugar del mundo.

La Estrategia Europea para un Sector Textil Sostenible y Circular tiene por objeto crear un marco y una visión coherentes para la transición del sector textil, gracias a los cuales:

Para 2030, todos los productos textiles comercializados en la UE son duraderos y reciclables, fabricados en gran medida con fibras recicladas, libres de sustancias peligrosas y producidos con respeto de los derechos sociales y del medio ambiente. Los consumidores se benefician durante más tiempo de unos productos textiles asequibles y de alta calidad, la moda rápida deja de estar de moda y existe una amplia disponibilidad de servicios de reutilización y reparación rentables desde el punto de vista económico. En un sector textil competitivo, resiliente e innovador, los productores se responsabilizan por sus productos a lo largo de la cadena de valor, incluso cuando se convierten en residuos. El ecosistema textil circular está prosperando, impulsado por capacidades suficientes para el reciclaje innovador de fibra a fibra, mientras que la eliminación de productos textiles mediante incineración o en vertederos se reduce al mínimo.

Subscribe To Our Newsletter

Get updates and learn from the best

Últimas entradas

Síguenos en Twitter

Síguenos en Facebook

¿Necesitas más información?

Contáctanos ahora y te contestamos con lo que necesites